• conexiónsur

Sujeción de horario de domicilios hasta las 9:00 p.m. perjudica a comerciantes


El nombre lo dice todo: Carlos Mario Jaramillo. Antioqueño de pura cepa, de esos hombres que ve oportunidades de negocio donde otros simplemente no vemos nada. Es el propietario de Caprichos, un negocio de comidas rápidas y helados que por supuesto, se vio afectado por la pandemia… y aunque se venía recuperando, la determinación de la Alcaldía de Andes de posibilitar domicilios solo hasta las 9:00 p.m., fue una movida que le sacó el aire tanto a él como al gremio de comerciantes de la noche. “La situación es muy preocupante ya que no solamente tenemos a cargo a nuestras familias sino también a las familias de nuestros empleados. Las ventas con la pandemia se redujeron al 50% y gran parte de eso se vende entre las 7:00 p.m. y 11:00 p.m.”.

Los comerciantes se reunieron el pasado viernes 5 de junio en la noche y manifestaron su preocupación al comandante de Policía de Andes, pues inicialmente, la medida establecía que era hasta las 8:00 p.m. El oficial, en reunión del Comité Municipal de Gestión del Riesgo, comunicó el pedido y por eso se permitió una hora más, pero sigue siendo insuficiente. “Si la situación sigue así muchos comercios de comidas, que se suponía estaban más beneficiados, tendremos que cerrar o despedir empleados y la crisis económica a largo plazo va a ser mucho más pesada. La invitación es que nos ayuden, nosotros entendemos que hay un toque de queda para las personas y que como domiciliarios y empresarios debemos manejar unos protocolos de bioseguridad para que no se propague el virus, pero sobre todo que podamos trabajar por lo menos hasta las 11:00 p.m.”.

Pero… por qué la Administración Municipal optó por esta medida. Sencillo: los andinos no estamos cumpliendo la norma. Y es así como bajo la excusa de ser domiciliarios, muchos motociclistas aprovechan para violar el toque de queda, que comienza a las 9:00 p.m. en busca de evitar las ya usuales reuniones sociales que se están gestando en las noches. Frente a ello, los comerciantes sugirieron una alternativa. “Es muy sencillo, que nos den una escarapela, unos carnés, unos códigos, una identificación, que el señor alcalde se pronuncie sobre este tema y nosotros nos comprometemos a que solo los tengan las personas que trabajan en la empresa. Nosotros mandamos derecho de petición, no nos han dado respuesta, ya pasó el período que son 15 días y llevamos prácticamente un mes en esta situación”. Enfatizó Jaramillo.

Los comerciantes seguirán a la espera, mientras que, desde la Administración Municipal, no solo ellos sino Conexión Sur, espera una respuesta frente a las posibilidades de trabajar que tiene este gremio que la está viendo más oscura que las noches en las que se supone, pueden trabajar para subsistir.


Las noticias del Suroeste antioqueño están en Conexión Sur.

835 vistas

313 6312634

Cra. 50 #49-79, Andes, Antioquia

© 2020 by Conexión suroeste S.A.S. Hecho con ❤️en el suroeste Antioqueño

  • Conexion Sur YouTube
  • Conexión Sur Facebook
  • Conexión Sur Twitter
  • Icono social Instagram