top of page
  • conexiónsur

Piden celeridad a Fiscalía en investigación de desaparición del ingeniero Andrés Camilo Peláez Yepes


Diecisiete meses han pasado desde la desaparición del ingeniero forestal de origen jericoano Andrés Camilo Peláez. Pese a que las autoridades han logrado la imputación de cargos a dos personas por este hecho, su paradero hoy sigue siendo un misterio. Es por eso que sus familiares piden celeridad en las investigaciones.


“Ellos no se allanan a los cargos, se declaran inocentes y dicen que no tienen nada que ver con este caso. Sería muy bueno que la fiscalía reactive las investigaciones y determinarán quién fue el que dijo que estos dos muchachos desaparecieron a Andrés Camilo e indagar por qué los inculparon a ellos y qué hay tras todo esto”. Reclamó Claudia Yepes, madre de Andrés Camilo.


Andrés Camilo se encontraba realizando un trabajo en el municipio de San Andrés de Cuerquia, cuando salió del hotel donde se hospedaba la noche del 3 de abril de 2022 sin que hasta la fecha se sepa el más mínimo detalle de su estancia. Pese a ello, la familia pide a la Fiscalía General de la Nación la investigación de escritos hallados en la zona y que podrían ser del ingeniero. “Andrés Camilo en un cuaderno de notas dejó claramente una solicitud a una persona que decía “por favor, lo ejecutado tiene que coincidir con lo facturado”, esa es una frase que deja mucho que desear y mucho qué investigar. Él trabajaba con Consorcio Energía Colombia que hace parte de WSP y hay unos compañeros de esa zona, pero entonces dónde están los compañeros porque ellos trabajaban articuladamente con EPM en el proyecto de Hidroituango”.


En la actualidad, hay una recompensa de 70 millones de pesos para quien dé información que permita el hallazgo del ingeniero forestal Andrés Camilo Peláez Yepes. Autoridades judiciales que investigan el caso manejan tres hipótesis de su desaparición:


El ingeniero se encontró de frente, y en plena producción, un laboratorio de cocaína en zona rural entre Toledo y Briceño, lo que pudo haber ocasionado la represalia y posterior desaparición por parte del grupo armado.


El ingeniero en su trabajo accedió o conoció acciones del grupo ilegal El Mesa, que está relacionado con minería ilegal en la zona, y por esta situación le habrían indicado que no podía volver al territorio.


Al ingeniero le habrían exigido una suma de dinero al ver que él trabajaba para una empresa contratista de Hidroituango, por lo que le pusieron una cita, al parecer, para hacerle la exigencia en una zona del municipio antes de que desapareciera. Esta hipótesis es la que más peso tiene para las autoridades.


Conexión Sur, conectado con la noticia.


1243 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page